Todo aquel que cuenta con un negocio que dependa de un portal web, como puede ser algún comercio electrónico, sabrá de la importancia de contar con un buen hosting que ofrezca todo lo que nuestro negocio necesite. Ahora bien, ¿cuál elegir entre todas las opciones disponibles? Son muchos los planes y las ofertas por las que poder optar pero hoy en día, una de las mejores opciones, sino la mejor, es apostar por alojamientos en la nube como los que ofrece Clouding.io. Unos servicios que hemos tenido la oportunidad de probar y de los que os vamos hablar a continuación.

Configuración del servidor

Lo primero que nos ha llamado la atención, es la sencillez de la interfaz de usuario que han desarrollado para crear un nuevo servidor. Tras pulsar sobre un gran botón azul, nos aparecerán todos los campos que son necesarios cumplimentar para poder desplegar un nuevo alojamiento.

Lo primero de todo será indicar el nombre que tendrá la máquina. Esto nos servirá para identificarlas en el caso de que tengamos varias dadas de alta. Tras esto, será el momento de empezar a elegir las características del servidor, todo muy visual.

Lo primero será elegir el tipo de sistema operativo que queremos instalar. Desde Clouding.io nos ofrecen tres distribuciones de Linux (Debian, CentOS y Ubuntu) con varias versiones cada una de ellas. También ofrece la posibilidad de elegir entre diferentes versiones de Windows Server: 2003, 2008, 2012 y 2016, además de la versión de escritorio Windows 10. Esta es una de sus principales ventajas en comparación con otras empresas similares, ya que nadie ofrece tantas versiones diferentes de servidores cloud con Windows. Gracias a este abanico de sistemas operativos, no te será difícil encontrar el que mejor se adapte a tus necesidades.

La configuración mínima que ofrecen sería un servidor con medio vCore y 1 GB de RAM. Puede que esto sea suficiente para unos pocos, pero en el caso de ser insuficientes, bastaría con desplazar los slider para ir aumentando recursos, tanto de vCores, como RAM por vCore y el espacio en discos. Aquí hay que decir que cuantos más recursos, mayor será el precio final.

Lo bueno de estos servicios en la nube, es que podemos empezar con una configuración mínima para ver como funciona nuestro portal y si vemos que es insuficiente, se pueden aumentar recursos en cualquier momento. También es posible reducir esos recursos, excepto en el caso del uso del disco, que no es posible.

Una vez finalizado el proceso de configuración, en pocos segundos ya tendremos listo nuestra máquina para empezar a utilizarla.

Nuestra información siempre a buen recaudo

En cualquier negocio, la información que se mueve es de vital importancia, de ahí que sea necesario contar con mecanismos que nos garanticen que en caso de algún tipo de problema, podremos recuperar esos datos de forma rápida y eficiente. En este caso, Clouding.io ofrece varios mecanismos para este fin.

Por un lado está el servicio de copias de seguridad, backups que cuentan con un histórico de todos los datos de la máquina. Este servicio se puede contratar en el momento de configurar el servidor o bien después. Cuenta con un precio muy reducido y es totalmente configurable debiendo elegir la frecuencia de las copias y el número de backups que se guardarán de forma simultánea.

También nos encontramos el servicio Snapshot con el que poder realizar una copia completa del servidor. Puede ser muy interesante a la hora de querer clonar el servidor, tener un modelo que utilizar para crear otros alojamientos similares o para tener la seguridad de poder volver hacia atrás en el caso de que algo falle por algún motivo.

Por último me gustaría hablar de una de sus últimas características que han lanzado. Se trata de la opción de Archivado. Cuando el usuario “archiva” uno de sus servidores, pagará únicamente el disco SSD y por los backups, pero no el resto de recursos ya que no lo estará utilizando. Se puede desarchivar en cualquier momento y entonces el consumo volverá a ser normal.

Un producto para todos los bolsillos

Este tipo de servicios están pensados para que puedan acceder a ellos todo tipo de persona ya que únicamente se paga por los servicios que se utilizan. Lo mejor de todo, es que en su panel de administración podremos ver el precio que nos supondrá el servidor que hayamos configurado. Además, tras cada cambio que hagamos en esta configuración, el precio se actualizará en tiempo real. ¿Qué más se le puede pedir?

Si tienes en mente contratar este tipo de servicios, ahora en Clouding.io te ofrecen 5€ gratis al registrarte con los que poder probar su servicio. Seguro que tras probarlos, decides confiar tu negocio a ellos.

Dejar respuesta